Desde Brasil Boscatto podría delatar a algunas autoridades paraguayas


La extradición del brasileño Luiz Henrique Boscatto, sus nexos con el tráfico de cigarrillos de Paraguay hacia el Brasil y su posible confesión podrían complicar la situación de autoridades que fueron parte del gobierno de Horacio Cartes y del actual de Mario Abdo Benítez.

Boscatto quien fue capturado en el aeropuerto “Silvio Pettirossi” el 15 de marzo de 2019 por la Policía, fue finalmente extraditado a su país el viernes pasado, por orden del presidente de la República Mario Abdo Benítez.

La Interpol emitió un pedido de captura contra Luiz Henrique Boscatto, por los hechos de contrabando, corrupción y asociación criminal que fueron cometidos en el Estado brasileño de Bahía y cuando llegó al Paraguay en un vuelo procedente de San Pablo en marzo pasado fue detenido.

Desde entonces estuvo preso en la Agrupación Especializada a las resultas de su destino. Pero como no tenía cuentas pendientes con el Paraguay se decidió darle la extradición al Brasil donde si cuenta con una condena de 36 años de cárcel que está en suspenso.

Sobre este brasileño pesa a una acusación de ser nexo directo del tráfico de cigarrillos de fabricación paraguaya para el mercado del Brasil, de ahí el gran interés que tiene la justicia del vecino país en llevarlo, para someterlo a juicio y de esa forma desbaratar una poderosa red de tráfico.

Delación premiada

Se cree que en su declaración Luiz Henrique Boscatto, para tratar de reducir su condena pueda dar nombres de más personas integrantes del grupo de traficantes. La delación premiada está prevista en la ley del Brasil.

Entre estos nombres podría aparecer algunos que habrían formado parte del gobierno de Cartes y otros que estarían hoy en el gobierno actual.

Todo esto es solo por el momento un trascendido, pero hoy se podrían tener más noticias del caso ya que habrán negociaciones entre la fiscalía y los abogados del detenido para logar un acuerdo favorable para las dos partes.

Caso Lava Jato

Aparte de tener nexos con el tráfico de cigarrillos, Luiz Enrique también es un personaje clave para la justicia del Brasil atendiendo a que la Fuerza de Tarea del Caso Lava Jato, la unidad especial del Ministerio Público Federal que investiga el mayor escándalo de corrupción del Brasil también lo estaba requiriendo para averiguar sobre este caso en particular.

Si bien Boscatto es uno de los grandes cigarrilleros que estaba afincado en la zona del Salto del Guairá, la capital del departamento de Canindeyú, se asoció a Roque Fabiano Silveira, conocido como “Zero Um” y ambos son considerados por el Brasil como parte del esquema de lavado de dinero ligado a varios ilícitos en los que está como líder el “doleiro” Darío Messer, quien a su vez tiene una amistad con Horacio Cartes, quien incluso lo presentó como su “hermano del alma”.

Messer incluso durante el gobierno de Horacio Cartes se movió en forma impune haciendo millonarios negocios.

De ahí que Luis Henrique Boscatto, además de estar involucrado con el tema de los cigarrillos, también se sospecha que operaba con los “doleiros”.

Por esa razón es que se presume que para evitar una abultada condena, Boscatto, podría hacer una negociación y contar cómo se manejaba el esquema ilícito del que se lo acusa. Eso implica brindar nombres de autoridades y exautoridades que le daban protección para moverse sin ser molestado.

Brasileño tenía cédula paraguaya

Al momento de ser capturado Luiz Henrique Boscatto tenía una cédula paraguaya, que refería que nació en la ciudad brasileña de Concordia, Estado de Santa Catarina, a 600 kilómetros de Salto del Guairá donde tenía su base de operaciones. Boscattinho, como lo conocen sus amigos, es hijo de Nilzo Luiz Boscatto, un conocido narcotraficante que fue encontrado muerto el 3 de febrero de 2009 con dos tiros en la cabeza, a orillas del arroyo Guaçu, afluente del lago de Itaipú, en el municipio brasileño de Mercedes, estado de Paraná, a 70 kilómetros de Salto del Guairá. Sin embargo a Luiz Enrique lo ligan con el tráfico de cigarrillos y lavado de dinero, no con el de drogas, al que se dedicaba su padre.

abc

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *