Sequía reduce expectativas sobre la cosecha de soja en actual campaña


La sequía que se registró desde finales de noviembre hasta la segunda quincena del presente mes afectó negativamente a una parte importante de los cultivos de soja de la actual campaña. Se estima que la cosecha nacional será inferior a lo esperado, explicó ayer el ingeniero agrónomo Héctor Cristaldo, titular de la CAP.

Las parcelas de soja que fueron sembradas en forma temprana o adelantada, antes del 15 de septiembre, fueron afectadas por la falta de lluvia, hecho que se registró desde finales de noviembre hasta la segunda quincena del presente mes, explicó ayer, vía telefónica, el ingeniero agrónomo Héctor Cristaldo, principal referente de la producción agrícola de nuestro país.

“Va a haber merma por causa de la sequía, pero por ahora todavía es difícil cuantificarla a nivel nacional, estamos trabajando para recabar más información de las diferentes zonas y así tener un panorama más claro de la situación de la soja. Será muy difícil que se llegue a los niveles normales de rendimiento país”, aseveró.

También consultamos ayer sobre el tema con el dirigente regional de Caaguazú, de la CAP, Ing. Agr. Hermes Aquino. “La sequía que tuvimos golpeó a la soja tempranera, hay mucho daño a nivel país, y en menor medida fueron también perjudicados las parcelas sembradas en el periodo medio”, explicó Aquino.

Informó que este mes hubo lluvias dispersas en el territorio nacional, pero las precipitaciones todavía no llegaron al 100% del área productiva.

“Existen zonas aleatorias en las que los productores siguen con la falta de lluvia; por así decirlo, salieron sorteados y están mal. Creo que podría estimarse en un 25% los cultivos que están afectados”, señaló Aquino.

Dijo también que observó que en algunos casos de Caaguazú y Alto Paraná la sequía está obligando a resembrar la soja tempranera.

Añadió que algunos productores de San Pedro ya están cosechando, pero no quiso hablar del rendimiento que obtienen.

Datos preliminares

Según datos preliminares de la Unión de Gremios de la Producción (UGP), se estima que el 50% de la oleaginosa tempranera de las zonas de Caaguazú y Alto Paraná se perderá debido a la sequía ocurrida en la etapa de formación de los granos. El rendimiento proyectado será de entre 1.300 y 1.500 kilos por hectárea, contra el promedio nacional de la campaña anterior que fue de 2.794 kilogramos por hectárea.

Por otra parte, reporte de Alberto Núñez, desde Canindeyú, señala que en esa zona se espera un rendimiento de 1.600 kilogramos por hectárea y que en zonas de San Pedro, algunos productores están cosechando solo 300 kilos por hectárea.

abc

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *