Restos recuperados de avión se envían a Francia para verificación


Los restos de un avión que aparecieron en la isla francesa de la Reunión, en el Océano Índico, y que se cree pertenecen a un Boeing 777, fueron trasladados a Francia el viernes para realizar una revisión oficial que se espera pueda aportar más datos sobre el desastre.

El descubrimiento de los restos podría finalmente confirmar que el avión se estrelló en el mar tras desviar su curso cuando volaba desde Kuala Lumpur a Pekín, y así poner fin a 16 meses de incertidumbre para las familias.

En la aeronave viajaban 239 pasajeros y tripulantes.

Los expertos esperan que la pieza encontrada de más de dos metros de largo, llamada flaperón, aporte pistas sobre el destino del vuelo MH370 que operaba Malaysia Airlines.

Los investigadores creen que alguien podría haber apagado deliberadamente el transpondedor del vuelo MH370 antes de desviar al avión en miles de kilómetros.

La mayoría de los pasajeros eran chinos y Pekín dijo que estaba siguiendo con atención las informaciones.

Los restos serían entregados el sábado a una unidad militar cerca de la ciudad francesa de Toulouse especializada en análisis de restos de aviación, y la verificación oficial comenzaría el miércoles.

Los expertos en aeronáutica estudiarán la deformación y el daño en los restos para determinar si eran parte de un avión que explotó en el aire o si se desprendió por el impacto con el océano.

Pero establecer el lugar donde quedó finalmente el avión -posiblemente a miles de kilómetros de donde fue hallado el flaperón- será muy difícil.

Un trozo de equipaje que también se encontró en el área viajó con los otros restos y será enviado a una unidad cerca de París que se especializa en análisis de ADN.

Zhang Qihuai, abogado que representa a las familias, dijo a Reuters que más de 30 familiares en China ya acordaron demandar si se confirma que los restos pertenecían al avión perdido.

Reuters